domingo, 14 de diciembre de 2014

EL POSO DE LA DESDICHA


Hace unos días me enviaron por el facebook un artículo que hablaba sobre el actor Keanu Reeves, donde contaban que la vida de este actor, a pesar de ser tan famoso y haber ganado tanto dinero, en vez de ser una vida llena de comodidades y feliz, era todo lo contrario, austera y solitaria, la vida de este hombre había sido un cúmulo de desdichas, desde los maltratos de su padre, alcohólico y traficante de drogas, la muerte de su mejor amigo el actor River Phoenix, la pérdida de su hijo no nacido, la muerte de su novia y la enfermedad de su hermana, afectada de una leucemia que pudo superar, aunque el apoyo de su madre fue esencial para su carrera, repleta de éxitos y de reconocimiento.
Pero por lo visto todas las desdichas de su vida han sumido a este hombre en un estado de apatía hacia la vida que le hace ser solitario, taciturno y "desconectado" de la sociedad y de las relaciones personales, todas estas malas experiencias han supuesto un peso demasiado grande en su corazón que le hace comportarse de esta manera, hasta afirmar que "Muchos necesitan la felicidad para vivir, yo no". Esto está afectando mucho a su carrera y más a su vida, llena de infelicidad permanente.
En mi opinión creo que la actitud de este actor es patológica, rayando en la depresión, en la vida nos encontramos con experiencias de todo tipo, algunas muy buenas, otras menos buenas y otras realmente malas, por no decir horribles. Todos pasamos por todo tipo de experiencias, algunos más que otros, y a cada persona le afecta de diferente manera.
Todos perdemos a seres queridos, todos tenemos tragedias en nuestras vidas, y hay muchas veces que los golpes que nos da el destino son tan fuertes que no podemos recuperarnos en mucho tiempo o no nos es posible hacerlo, pero en mi opinión todo en la vida ocurre por una razón, y sin entrar en debates filosóficos o espirituales, lo que nos ocurre debe valernos para aprender de esa experiencia, pues a veces en las malas vivencias es cuando nos damos cuenta del valor de las cosas, de las personas y de lo que tenemos en esta existencia, pero aunque yo no soy juez de nadie, ni quiero juzgar el comportamiento de ninguna persona, porque cada uno es mundo, pienso que aunque tengamos muchas experiencias malas en la vida, debemos de ser capaces de reponernos y darle un sentido a la misma, pues nuestras circunstancias pueden ser terribles pero la actitud que tengamos ante ellas hace que nuestra vida vaya por un camino o por otro; "El éxito o el fracaso en nuestra vida no depende de las circunstancias, sino de la actitud que tengamos ante ellas".
Sé que no es fácil afrontar la muerte de un ser querido, es más, es necesario sentir el duelo por él, y dejar pasar el tiempo para que la herida cicatrice, pero el problema, como dicen los budistas radica en que las personas nos aferramos a los recuerdos y no dejamos marchar a los que ya no están, sufrimos por ellos y el "apego" nos hace estar siempre en desdicha porque no aceptamos la falta de estos seres queridos, dejar "marchar" ese "apego" y aceptar la realidad de la muerte y no aferrarnos a los recuerdos, que no es lo mismo que recordar los buenos momentos, eso es positivo; así comprenderemos que todo en la vida se acaba, aunque sé que es muy duro y difícil, aceptar que ese era el camino de esa persona y que nada podíamos hacer para evitarlo es esencial, aunque como digo es muy difícil comprender, hasta yo mismo lo escribo y probablemente no lo comprenda.
La actitud positiva en la vida es un gran don, en mi caso reconozco que soy una persona que muchas veces peca de pesimista, pero sé que en realidad esta actitud pesimista la uso como una especie de defensa psicológica ante los palos de la vida, siempre me pongo en lo peor para que el golpe, si es menos malo de lo que pienso, lo note menos, o por lo menos estar más preparado para él. Sé que esta actitud no es buena pero quiero cambiar, ser más positivo y ver lo bueno de la vida pero el actual ambiente vital en el que nos movemos no invita a ello, desde la televisión nos bombardean con lo malo, desde la radio, internet, y todo para que tengamos miedo y seamos negativos, así nos pasa como a Keanu, nos negamos a nosotros mismos la felicidad, dejamos que "El poso de la desdicha" se hunda en nuestro espíritu, y como la "madre" de un tonel de vino, que al vino regular lo hace bueno, en este caso pasa al contrario, este poso va inundando nuestro ser y minando el ánimo hasta que nuestra vida pierde el sentido y dejamos paso a la apatía y solo vemos y regocijamos en lo malo que nos ha pasado ,y dejamos lo bueno y lo bonito de lado, nos hundimos en la depresión y ya no vivimos, agonizamos cada día más hasta que sucumbimos a esa depresión y a la negatividad.
Por eso debemos de desechar ese "Poso de la desdicha" que nos agria la vida, que nos llena el espíritu de negatividad, que hace que la vida sea un cúmulo de días grises y sin sentido, para ello debemos afrontar lo que nos venga con la actitud de un alumno que quiera aprender, tener muy claro que nada permanece en la vida, que todo cambia, y que hay momentos buenos y otros no tan buenos, que todo ocurre por algún motivo y aprender a aceptar que es así.
La teoría es muy fácil de decir, ponerlo en práctica no lo es tanto, pero creo que vale la pena intentar cambiar nuestra actitud y ver la parte positiva, eso corre de nuestra cuenta porque la parte negativa ya se encargan muchos de dárnosla a conocer, ante todo lo malo que nos ocurra, afrontarlo con la mayor serenidad posible y sobre todo aprender a aceptar esas circunstancias, tener en cuenta que todos los días sale el Sol, aunque la tormenta no nos lo deje ver, pero ahí está y más tarde o más temprano brillará y nos dará el calor que necesitamos.

sábado, 6 de diciembre de 2014

LA INFANTILIZACIÓN DE LA SOCIEDAD


Todos vemos en la televisión o en internet el culto a la juventud que existen en los medios de comunicación masivos, todo el mundo quiere ser y aparentar ser más joven, el culto al cuerpo y a la juventud mueve millones y millones de euros en el Mundo, pero la verdad es que aparte de esta obsesión de la sociedad por la juventud y por la "belleza" de la misma, creo, a mi parecer que en este culto existen ciertos intereses por parte de los que realmente dirigen el cotarro en nuestro maltrecho Mundo para que todos sucumbamos a estas obsesiones y gastemos nuestro dinero en "embalsamarnos" toda nuestra vida para que no se nos noten los años, para que no se nos note que hemos vivido.
Cuando las personas se engañan a sí mismas queriendo ser eternamente jóvenes, cosa que, por otro lado, es imposible, pues somos seres finitos y vamos a ir a criar malvas más tarde o temprano; lo que están es negando a la muerte, escondiéndola y posponiendo su gran realidad.
A los poderosos les interesa que la gente no aprenda a vivir, que siempre estén pendientes de nimiedades como la moda, la belleza exterior, el aparentar, porque mientras centran su vida en estas cosas, no piensan, no se mueven, no reflexionan el por qué de las cosas y no se rebelan contra la terrible realidad que nos rodea continuamente, que vemos, pero que no queremos ver, que sufrimos pero que anestesiamos con sucedáneos de felicidad como pueden ser el culto al cuerpo y a la belleza efímera de la juventud.
Para lograr que la gente desee ser siempre joven se crean mecanismos en los medios de comunicación para crear estándares imposibles de belleza que hagan sentir frustración a la gente, desde los más jóvenes a los más mayores, todos vemos los anuncios de la televisión, de las revistas,siempre hay gente guapa, delgada, de tal o cual color de pelo, ojos llamativos, tallas perfectas, incluso imposibles, que nos hacen sentirnos siempre mal con nosotros mismos. Casi nunca salen mujeres "normales", con curvas, con caderas, con culo, o hombres con barriga, calvos, o con pelo en el pecho, pues las normas de la "estética" dicen que eso no vende y que todos debemos ser así para que nos acepten.
Todos estos mensajes publicitarios están haciendo estragos en nuestros niños, jóvenes y no tan jóvenes, la gente no se acepta a sí misma y quiere parecerse a estos "modelos" artificiales, pues no son "normales", son creados para vender y frustrar, así crean el negocio de la "belleza" y de la moda.
Aparte de todas estas estratagemas para controlar los impulsos de las personas y el pensamiento, existe otra forma de dominar de forma más efectiva a toda la sociedad, y no es otra que la de lograr la infantilización de la misma, me explicaré:  Todos vemos como el lenguaje de las series de televisión, de los programas y de todos los medios es cada vez menos correcto, con más tacos, con menos contenido, las películas ya casi no tienen diálogos extensos, todo es más visual, el lenguaje se vuelve más simple y más infantil, si vemos series o películas de hace 30 años, el cambio del lenguaje es brutal, siendo más correcto  y rico en aquel tiempo que ahora.
En los anuncios de televisión vemos muchas veces a gente que se supone que va a jubilarse y parecen chavales de 30 años, haciendo cosas que seguramente por la edad en la que vamos a jubilarnos nos sería imposible, como tirarse en paracaídas o hacer rafting, o correr un maratón, todo eso es un engaño, para que pensemos que la jubilación va a ser idílica, cuando en realidad al paso que vamos, no nos vamos ni a jubilar, pues a los setenta, como quieren llegar a ponerla, no sé si llegaremos.
Quieren que cada vez la gente piense menos en las cosas importantes de la vida, y que nos centremos en tonterías, en la falsa imagen de perfecta juventud, para que vayamos perdiendo la esencia que nos hace humanos adultos, responsables y seres con personalidad, con pensamiento propio, sustituyendo a la cultura por el culto al cuerpo y a la juventud, y lo están logrando.
A pesar de que se supone que nuestra juventud es la más preparada de todos los tiempos, yo tengo mis dudas, pues veo la falta de cultura general y de conocimientos que tienen los chavales y chavales de veintitantos, y hay programas de radio que ponen la evidencia que encuestas simples que esta juventud no sabe responder. 
La gente está aborregada, infantilizada e idiotizada por los medios de comunicación y sobre todo por el diablo electrónico que todos llevamos en el bolsillo, por el smartphone, todos lo tenemos, yo el primero, y todos lo usamos, yo también, pero no dejo de pensar que es el espía y el controlador más perfecto que los poderosos hayan ideado nunca para controlarnos, además de que nos lo dicen, sobre todo cuando google te pregunta tu ubicación, facebook, el wasap, etc. 
Lo saben todo de nosotros y nos controlan y nos influyen para que seamos como "ellos" necesitan. 
Puedo denunciar todo esto y sé que nada va a cambiar, yo también estoy metido en este sinsentido de sociedad, pero por lo menos saber que ocurre y saber que podríamos vivir y ser más felices si no seguimos los dictados de las modas y de las tendencias basura que los que nos controlan crean para dominarnos aún más.
No es lo mismo estar infantilizado que ser siempre "niño", pues la esencia de nuestro niño interior debemos tenerla siempre, pero saber que como adultos tenemos que obrar en la vida, jugar como niños pero no actuar como tales ante las circunstancias adultas, ellos quieren que seamos como niños y actuemos como tales ante la vida, para que no cambiemos nada y puedan controlarnos aún más.
Bueno, como hacía tiempo que no escribía ninguna reflexión, espero que esta os haya gustado, seguimos en el camino...

domingo, 9 de noviembre de 2014

LA DESPEDIDA


Siempre he creído que debe de haber algo después de la muerte, no concibo la idea de que hayamos nacido en el Mundo para vivir unos años, sufrir, procrear, trabajar y existir para luego desaparecer en la tierra pasto de los gusanos sin que todo eso haya valido para algo, que nuestra existencia vuelva a una "nada" y que todo lo que hayamos vivido sea eso, "nada".
En mis manos ha caído un libro que trata extensamente sobre las experiencias cercanas a la muerte, o ECM, como las abrevian en este libro. Se titula "Al otro lado del túnel" de Eduardo Gaona, un extenso ensayo e investigación sobre estas experiencias en el que habla sobre las posibles causas físicas o no físicas de las mismas, la diversas teorías y posibles explicaciones tanto científicas como espirituales.
Sin enrollarme en este libro ni en el tema de las ECM, quiero contar unas experiencias que tuve hace ya tiempo sobre este tema, quizás todos en cierta medida tenemos alguna en algún momento de nuestra vida, con más intensidad o con menos, a veces sin saberlo, o consideramos que ha sido todo un sueño muy lúcido, pero la verdad es que a veces pasan cosas que aparentemente no tienen explicación lógica y entonces entramos en el mundo de lo espiritual y religioso para poder dar explicación a estos fenómenos.
Hace unos 23 años que murió mi tío-abuelo, hermano de mi abuela al que quería mucho, se llamaba Luis y conmigo tenía una relación especial, yo casi lo consideraba como mi abuelo, pues vivía en casa de mi abuela paterna, que había quedado viuda antes de nacer yo, y nunca conocí a mi abuelo paterno, entonces desde siempre yo había visto a mi tío en esta casa y para mí suplió la falta de mi abuelo, pues se comportaba como tal conmigo y todos mis hermanos.
Teníamos una relación muy estrecha, nos gustaba mucho charlar de todas las cosas y él me enseñó mucho durante los años que vivió.
Cuando murió lo sentí mucho, porque además estuve cuidando de él en el hospital, con catorce años me quedaba para darle la comida o lo que le hiciera falta mientras trabajaban mi padre y su hermano, que eran sus sobrinos, hasta que venían para relevarme. Estuve con él en el hospital unos diez días, hasta que el último se lo llevaron a la Uci y ya no volví a verlo, por una obstrucción hepática murió.
El día que fue a la Uci era fin de semana, sábado y no estaba con él, pues estaba mi padre, recuerdo que vino a las 6 de la mañana, entro en mi cuarto y me dijo: -El tío Luis ha muerto-.
En un principio no pude llorar, no lo asimilaba, pero luego conforme pasaba el día se me hizo un nudo en el estómago y cuando pude deshacerlo empecé a llorar como un niño, con una pena inmensa, aunque siempre pensaba que estaba en un sitio mejor, pues siempre he creído en la vida después de la vida, desde bien pequeño, pero me daba mucha pena.
Después de su muerte pasaron un par de años, yo ya había aceptado su muerte y no pensaba en él para nada, pero un día tuve un sueño muy lúcido, muy luminoso en el que sabía que estaba soñando pero lo veía todo como si fuera la vida real, con una luz increíble, miraba el reloj en el sueño y veía que eran las tres de la mañana y me extrañaba porque la luminosidad de la calle desde mi casa a casa de mi abuela era increíble, con un cielo azul como nunca lo había visto, con las calles más bonitas de lo normal, todo limpio, las paredes de las casas conocidas blancas, incluso las que no lo eran, y yo me decía- tengo que ir a buscar a mi padre a casa de mi abuela-, recuerdo ver en el sueño la fachada de la casa como si fuera nueva, y ver la puerta abierta, de repente veo pasar a mi padre con su coche, que brillaba como si fuera nuevo recién sacado del concesionario, y que paraba en la puerta y me decía, entra, que te espera alguien...
Entré en la casa y vi luz al final del pasillo, en el cuarto que era de mi tío Luis, fui despacio, pues olía a colonia de Varon Dandy, que era la que gastaba mi tío, recuerdo hasta el olor, y cuando entré me vi a mi tío Luis poniéndose una camisa hawaiana y preparando una maleta de piel marrón muy bonita, el cuarto iluminado por una luz blanca muy bonita que no sabía de donde venía, me sorprendí al verlo y le dije:- ¡Tío!, ¡estás vivo!, ¡pero si moriste en el hospital! ¿qué haces aquí? y él me dijo:- No, Juanma, los médicos me consiguieron curar, estoy bien, ahora me voy de vacaciones a Barcelona, quiero que estéis tranquilos y que nos os preocupéis, voy a pasarlo bien, dale recuerdos a todos y pórtate bien, hazte un hombre- entonces lo vi salir por el cuarto y dirigirse por el pasillo a la puerta de la casa y desaparecer por ella.
Recuerdo estar feliz en el sueño y de repente cuando desapareció me desperté y me quedé con una extraña sensación como de tranquilidad y de nostalgia, pero lo cierto es que ese "sueño" me impactó.
No sé si fue imaginación mía para compensar su falta, o en realidad mi tío Luis quiso despedirse de mí, pero lo cierto es que el sueño fue uno de los más claros que he tenido y creo en mi interior que él quiso despedirse de esta forma para que supiéramos que estaba bien, y sé que lo está. 
Querido tío Luis, allí donde estés, gracias por haberte despedido de mí y algún día nos volveremos a ver y volveremos a charlar de nuestras cosas, un abrazo.

domingo, 12 de octubre de 2014

¡NIEVE!

Viendo la actual situación en la que estamos inmersos, la cantidad de estupidez y de ilógica en la política y en los gobiernos, me doy cuenta que el único comentario que puedo hacer es...sin comentarios...pues no vale la pena, otros ya dicen lo que pienso, y no tengo ganas de hacerme mala sangre, pues no voy a conseguir nada criticando, solo espero dar pensamientos positivos y pedirle al de arriba que nos dé un poco de luz a este mundo tan oscuro y conocimiento a quien nos gobierna.
Siguiendo en la línea de hablar sobre temas positivos, sobre cosas agradables y que nos alimenten el alma, voy a hacer un ejercicio un poco nostálgico, voy a recordar un momento de mi niñez, que quiero plasmar en el blog, para que con el tiempo no se me olvide, sé que son "mis" recuerdos, pero me gusta compartirlos, pues muchos se pueden sentir identificados con los mismos, o simplemente les pueden agradar leerlos.

En el pueblo donde vivo es muy raro ver llover, y mucho más raro es ver nevar, pues estamos situados al sureste de España, en un clima semidesértico mediterráneo, y con el cambio climático aún llueve menos y hace más calor.
En el año 1982 ocurrió uno de los hechos más raros vistos en Crevillent, por primera vez en cuarenta años nevó en el interior de la población, la última vez fue en 1942, y lo hizo de una manera muy copiosa. Todo el pueblo se llenó con un manto blanco, que dan fé las numerosas fotografías que la gente pudo hacer entonces.



Recuerdo estar viendo los dibujos de "La vuelta al Mundo de Willy Fog", serían las tres y media de la tarde, entonces miré a la ventana y empecé a ver como plumas que caían lentamente, miles de plumas y les dije a mis padres:_Papá, Mamá, caen plumas en la ventana, ellos miraron y dijeron_No, Juan Manuel, ¡Está nevando!, maravillados. Abrieron la ventana y sacaron las manos para que los copos cayeran en ellas y se deshicieran,  sintiendo la frescor tan agradable de la nieve recién caída, y yo también lo pude comprobar porque mi padre me cogió al brazo y me sacó la mano para probarlo.
Cuando acabó de nevar, mi padre, ni corto ni perezoso me dijo que me pusiera el abrigo y que nos íbamos a la sierra a ver la nieve de verdad. Cogimos el viejo Simca 1000 blanco, que ya en aquel entonces era viejo y nos dirigimos mi padre y yo hacia un lugar de la sierra que se llamaba el Bon Lloc.
Mientras subíamos vimos a muchos más coches hacer lo mismo que nosotros y a otros que bajaban con muñecos de nieve en el capó, con la gente muerta de risa y superfeliz por este acontecimiento tan raro, también la época era otra, llena de esperanza en el futuro y de ilusión por el mismo, por trabajar y salir adelante, ¡y había trabajo!, pero bueno, igual que ahora...
Llegamos a unos bancales de almendros en lo alto de la sierra, estaban con unos treinta centímetros de nieve, y por primera vez en mi vida la toqué, y lo hice con las manos desnudas, mi padre no se dió cuenta y no cayó en ponerme guantes, estuve una media hora tocando la nieve, hasta que me dí cuenta que no podía mover las manos porque se me habían congelado, entonces fuí llorando a mi padre, que se dio cuenta y me hizo subir al coche volando para irnos a casa y enchufar la calefacción del mismo a tope para descongelarme las manos.
Cuando llegué a casa, lo hice llorando, pues aún no podía mover las manos, entumecidas, pero poco a poco con agua caliente se me fueron poniendo de un color normal y volví a moverlas, pero el susto de mi padre fue mayúsculo, y el de mi madre, el doble, pues le dio una buena regañina a mi padre, pero no fue más que eso, un susto.
Pero la experiencia fue muy bonita, además de ser un grato recuerdo, que nunca más he podido realizar, porque ya no ha vuelto a nevar como aquella vez, y nos hemos hecho mayores y la vida a pegado muchas vueltas, la ilusión ya no es la misma, pero siempre quedan los benditos recuerdos, los que nos hacen mirar atrás y saber que hemos sido felices y que nuestra historia nos ha llevado al momento en el que estamos, tanto para bien como para mal.
Aunque la nostalgia dicen que no es buena, para mí recordar me hace bien, pues a veces es el único refugio que nos queda ante el presente tan negro que nos están pintando...

domingo, 28 de septiembre de 2014

REALIDAD ALTERNATIVA



Hay veces que tengo miedo de publicar algo en el blog por si acaso puedan burlarse de mí o usar algo de lo que escribo para hacerme daño, siento a veces impulsos irrefrenables de escribir sobre lo que siento, y aún siendo un blog personal y bastante sincero, o eso creo yo, que soy quien escribe en él, me doy cuenta de que siempre hay un resquemor y una tendencia a autocensurarme por el miedo al qué dirán. Esto no pasaría si el blog fuera anónimo pero prefiero que sea así, personal, con nombres y apellidos, que esté completamente fichado por los ciberpolis que nos vigilan, pero siempre auténtico y veraz.
Pues bien, este sentimiento de temor me hace frenarme a la hora de escribir cosas muy personales que me gustaría compartir, pero que no lo hago por ese miedo quizás infundado, pero lo siento, me hace crear barreras a mi creación literaria personal.
Quisiera contar como me siento muchas veces, pues en mi cabeza siempre bullen millones de pensamientos, y todos siempre dirigidos a buscar el "sentido" de esta existencia, tan extraña, tan maravillosa y tan dura a veces. 
Si sois seguidores de mi blog, sabéis que en muchas ocasiones he hablado sobre la enfermedad del cáncer, pues por suerte o por desgracia, soy un afectado desde hace muchos años. 
Hablo de esta enfermedad porque la crudeza de la misma, lo extraño que nos sentimos los enfermos y lo desconcertados que estamos cuando nos dicen el diagnóstico e incluso luego o como en mi caso, siempre a expensas de la incertidumbre ante las pruebas y ante lo que nos pasa en el cuerpo, siempre pendientes de esos pequeños dolores, de cualquier anomalía en el mismo, porque siempre estamos con temor a volver a tener "el bicho", que nunca se va del todo, pero mejor tenerlo escondido y parado.
Todo este temor y esta incertidumbre va atenuándose con el tiempo, nunca desaparece, porque se queda de fondo en nuestro espíritu, pero nos acostumbramos a vivir con ello y seguimos con nuestras vidas "normales", que no lo son, para nada, pero aparentamos que lo son para poder estar con el común de la gente.
Todos los días pienso en esos fatídicos días en los que lo pasé tan mal, pero ahora, últimamente estoy pensando cosas diríamos "extrañas", y digo así porque hasta a mí, que soy quien las piensa y acostumbrado a mis "rarezas", las considero bastante peculiares.
Después de haber estado tanto tiempo enfermo, primero en el 2000 y luego en el 2008, haber pasado 7 meses de quimio más dos operaciones complicadísimas al año siguiente, otros 4 meses de quimio 9 años después y otra operación en el cuello, salir de todo esto, y sentirme tan bien como me siento ahora, (dando gracias a Dios, siempre), haber podido tener a mis hijos, con ayuda médica, pero para mí ha sido un milagro, y seguir al pie del cañón en la vida, con sus más y sus menos, me hace pensar a veces que en realidad estoy "muerto", que morí en el quirófano hará 14 años, que lo que estoy viviendo ahora no es real, que es una "realidad alternativa" en la que estoy metido por alguna razón, porque casi diría que me siento mejor ahora que nunca antes en mi vida. Que se me ha concedido vivir esta realidad para realizar una misión, para poder ayudar a mis semejantes en todo lo que pueda, para dar ánimo y luchar.
Si, se que son pensamientos raros y no, no estoy loco, o eso creo, pero cuando piensas en lo que dicen los científicos de realidades paralelas, alternativas, la física cuántica y las posibilidades en otras dimensiones, da que pensar, porque a veces es tan extraño los giros que nos da la vida que ¿por qué no puede pasarnos estas cosas?, aunque no nos demos cuenta de forma lógica, pero nuestra mente irracional, la que de verdad entiende la realidad nos susurra lo que es verdadero, que la realidad no es tal como creemos, no sé, es extraño, pero fascinante, ¿no creéis?... 
Si pensáis que estoy loco, decírmelo, por favor, os lo agradeceré...

miércoles, 24 de septiembre de 2014

LLUVIA



Desde siempre me ha gustado oír el repiqueteo de las gotas de lluvia en los cristales de las ventanas, siempre es un espectáculo maravilloso ver caer el agua que da la vida desde lo alto, con el cielo negro y gris, y sobre todo escuchar esos sonidos con el tremendo y delicado sonido del trueno, en las noches de tormenta, tan escasas en mi tierra.
Ya hacía más de un año que no llovía aquí, en Alicante, en Crevillent, que es mi pueblo, y el ambiente estaba enrarecido y sucio, demasiado sucio y por fin ha llegado las lluvias, en forma de tormentas, haciendo algún que otro destrozo por ahí, pero siempre se agradece el frescor que nos traen estas precipitaciones después del infernal verano que pasamos todos los años.
Por desgracia, con el cambio climático cada vez tendremos más sequías, más calor y veranos más largos, otoños y primaveras inexistentes y inviernos suaves, muy suaves. Este cambio en el clima nos traerán consecuencias muy negativas, sobre todo en la agricultura y en la escasez que habrá de agua para esta misma actividad y para la vida en general.
Recuerdo cuando era un crío que casi siempre llovía en invierno, recuerdo con nostalgia como nos abrigaban nuestras madres, como nos enrollaban la bufanda de lana, nos ponían las cazadoras hasta el cuello, porque hacía frío, mucho frío en los meses de Diciembre, Enero y Febrero, llovía cada dos por tres, y ¡usábamos las botas de agua!, cosa que hoy por hoy es muy raro ver.
A mi mente ha llegado ahora un recuerdo de un día de colegio en el que empezó a llover y a tronar con una fuerza increíble, se fue la luz y todo quedo en penumbra, y recuerdo que estaba con un compañero mirando la lluvia y los relámpagos, oyendo los tremendos truenos, y que toda la clase estaba muerta de miedo, pero nosotros nos pusimos a reír como descosidos, y no porque nos hiciera gracia, estábamos cagados de miedo, pero lo hicimos por nerviosismo, por lo nuevo de la situación, pues tendríamos unos siete años y no habíamos visto nunca una tormenta tan grande. Doña Loli, que era nuestra maestra la recuerdo tranquilizándonos y contando cosas para que no nos asustáramos, pero nosotros seguimos riendo hasta que nos castigo de cara a la pared por no parar de hacerlo, y ahí acaba mi recuerdo infantil, que a lo mejor no venía al caso, pero hablamos de la lluvia, y la lluvia siempre es bueno recordarla, por lo escasa que es en esta tierra...


domingo, 14 de septiembre de 2014

HACER LAS PACES CON EL MUNDO


He estado muchos años crispado, enfadado, pensando en lo injusta que es la vida, en lo mal que estaba todo, en la podredumbre que nos rodea, siempre pensando en lo malo, en la parte negativa de la vida y de la existencia, sin pararme a pensar que cuando solo vemos una parte de esta misma vida, la parte oscura, la parte negra o negativa, estamos llenando nuestro espíritu con la esencia de aquello malo que vemos.
Cuando era más joven mis pensamientos estaban siempre enfocados en una rebeldía continua, como debe ser en la juventud, pero esa rebeldía nunca supe enfocarla en objetivos concretos, quería cambiar el mundo, quería unirme a grupos que lo hicieran, pero siempre dejé pasar el tiempo y nunca conseguí hacer nada para afiliarme a algún grupo grande que de verdad viera que defendía nuestros derechos, cosa que hoy por hoy creo que no ha hecho ninguno, pero quería formar parte de algo grande para cambiarlo todo.
Cuando ves que pasan los años y todo va a peor, que cuando miras hacia atrás ves que todo tiempo pasado parece (aunque no lo sea) mejor que el presente, te vas desilusionando y vas cayendo en una apatía hacia la sed de cambio que si dejas que se apodere de tí, te convierte en un zombi viviente y te hace ser una máquina devoradora de televisión y de productos de consumo, porque la élite que nos dirige ya emplea mecanismos para lavarnos el cerebro y que seamos así, y por desgracia el noventa por ciento de la gente son así. Ahora ya no estoy en esa crispación ni ese enfado, pues a pesar de lo malo pasado, la vida me ha dado mucho y debo agradecer todo aquello que pasé, pues me ha hecho ser la persona que soy hoy en día, aunque sigo teniendo rebeldía, pero de otra manera.
Pero me he dado cuenta que la rebeldía no es ir a destrozar mobiliario urbano, ni alzar la voz con palabras malsonantes delante de edificios oficiales, ni hacer manifestaciones, que también es lícito y necesario, pero no, la rebeldía es una actitud, una forma de pensar y de vivir, y es tener claro en nuestro interior que la realidad se puede cambiar, que no hay que tragar con la realidad que nos quieren imponer y que si nos cambiamos a nosotros mismos, adquiriendo conocimientos, contrastando informaciones, no dejando que los que lavan el cerebro nos inunden con su basura desinformadora.
Pero para cambiarnos a nosotros mismos y ser "guerreros" de la Vida, auténticos seres humanos libres de pensamiento y de conciencia, debemos centrarnos en lo que de verdad importa, las pequeñas cosas que nos rodean, cambiar nuestro universo personal, cambiar nuestra visión, tanto interior como exterior, comprender a la vida y ser conscientes que lo que se ve en los medios no es la realidad. 
La realidad es tu barrio, tu familia, tus vecinos, tus amigos, lo que puedes abarcar, lo demás existe y es real, pero está fuera de tu control, fuera de tu influencia, para poder cambiar algo ahí se necesitan muchas personas, no solo tú, y eso es lo que se puede conseguir mediante el cambio personal, porque si tu no cambias, no puedes lograr cambiar a nadie ni nada. 
Ver lo bueno de la Vida no es conformarse con lo que hay, no, debemos ver lo que pasa a nuestro alrededor y aprender a dar las gracias por lo que tenemos y no centrarnos en las cosas que nos faltan, yo no digo que debamos conformarnos con lo que pasa en el Mundo, no, sabemos que existe la corrupción, la injusticia, la delincuencia, la enfermedad, la miseria, la guerra y la muerte, pero todo eso forma parte de nuestra condición humana, y por mucho que queramos evitarlo siempre surge por todos lados, es parte de nosotros, por desgracia.
La humanidad debe aprender que todos somos hermanos y que todos vivimos en un mismo Mundo, pero por desgracia unos pocos dirigen ese Mundo y los demás están a expensas de lo que esta élite quiera hacer.
Todo esto es una Utopía, la humanidad no sera nunca "humana", ya que nuestro comportamiento es el mismo que el de las plagas y enfermedades, pero es bonito pensar que a lo mejor la Masa es manejable, pero el individuo puede cambiarse y por ende poco a poco cambiar a esa Masa, con el tiempo.
De todos modos de nada sirve, y esto se lo digo a todo aquel que tenga el alma sensible, que ve los horrores que nos enseñan los medios y toda la mierda que hay en el Mundo, que no se debe estar enfadado con la Vida porque haya una parte negativa, no se debe estar crispado ni sentirse mal por todo lo malo, hay que aceptarlo e intentar cambiarlo, y para ello empezar por nuestro círculo más próximo, y poco  a poco todo ese cambio se extenderá y dará lugar a una masa crítica que explotará y dará un salto cuántico a otra realidad, la que de verdad soñamos los verdaderos "humanos", entonces habremos hecho la paces con el Mundo y el Mundo con nosotros...

jueves, 21 de agosto de 2014

RELAJACIÓN GUIADA ARND STEIN


Buscando en mis archivos sonoros, encontré una cinta antigua, de hace unos veinte años, que un amigo me grabó y me recomendó escuchar para tranquilizar el espíritu, alejar el estrés y pasar una media hora agradable realizando un viaje de fantasía onírica. Llevaba varios años sin escucharlo y ahora he decidido colgar este audio en Internet para compartirlo con todo aquel que quiera descargarlo de esta web, espero que os guste, creo que es muy bueno.


miércoles, 20 de agosto de 2014

MÁS RECUERDOS



Hace cuatro años publiqué un post en este blog con una suite de unos veinte minutos compuesta por mí e interpretada al piano de pura inspiración, ahora saco del olvido unas canciones que un amigo y yo compusimos hace muchos años, unos 16 en un sintetizador Yamaha, espero que os gusten.

martes, 19 de agosto de 2014

TEMPUS FUGIT


Navegando esta tarde por la Web he visto una noticia que me ha llamado mucho la atención, bueno, no sé si es noticia o es una invención, el caso es que decía que un científico ruso había descubierto que la tierra gira más rápido desde 1980 y que en realidad el día tiene 16 horas y no 24 como creemos. Quizá la percepción temporal vaya a la par con la rotación del planeta y no nos demos cuenta, o se haya acelerado la cuenta temporal de la unidad de tiempo, pero el caso es que aunque la noticia parezca descabellada, cada vez tenemos más la sensación de que el tiempo pasa volando, y no lo digo yo, lo dice todo el mundo, todo va cada vez más rápido, todo se desarrolla de forma vertiginosa y vemos pasar los años y las décadas con una rapidez que en otras épocas no se vivía.
Puede que esto no se más que una tontería viral de esas miles que circulan por Internet, pero me he quedado reflexionando sobre ello y me he dado cuenta de que debe de estar pasando algo en nuestro Mundo para que vayamos tan acelerados y veamos pasar los días y los meses de forma tan fugaz.
Recuerdo cuando era niño que los días parecían interminables en verano, y aún en invierno, las tardes se hacían largas, las noches eran silenciosas y pasaban lentas, ahora el día se mezcla con la noche, la gente apenas duerme y va deprisa a todos lados, los relojes parecen ir más rápidos, sino comprobarlo, antes hacían tic tac, ahora van todos uniformas con las manecillas moviéndose sin pausa y de forma inexorable y continua, parece como que los segundos duran la mitad del tic tac, ahora es tic tic tic tic, antes era tic tac, tic tac.
Si le hacemos caso a Einstein y a su teoría de la relatividad, el tiempo es relativo, una hora cavando al sol en un desierto parece una eternidad, y 10 horas con la chica que te gusta parece diez minutos, todo es según la percepción de nuestra realidad, pero puede que si, como dicen los físicos cuánticos, nosotros seamos creadores de nuestro Universo Personal, hayamos presionado a la realidad para que el tiempo, que forma parte de esta realidad, como cuarta dimensión, vaya a la par con las prisas de la "modernidad", y nosotros mismos hayamos acelerado el ritmo de rotación de la Tierra, parece una teoría descabellada y poco científica, pero eso no es lo que dice la nueva ciencia, la física cuántica, y creo que no voy muy descabellado con esta teoría. De todos modos el tiempo vuela, ya lo decían los antiguos, "Tempus fugit" "Carpe Diem".

domingo, 17 de agosto de 2014

BLOGUEANDO


Ya hace unas semanas que no publico nada en el blog, y la verdad es que en estos momentos no sé como empezar este post, me estoy dejando llevar por las divagaciones de mi mente, escribiendo conforme me llegan los pensamientos a mi cerebrito, pero no tengo ninguna idea concreta de la que hablar, o de la que no hablar, porque es tanta la información chunga que entra en nuestros cerebros al cabo del día, ya sea por la tele, radio, internet, o cualquier medio, que mi masa encefálica está tan saturada que solo me pide acostarme y dormir.  
Aparte de que estamos en días de vacaciones, merecidas, ya que llevaba un año bastante estresante, por el trabajo y los avatares de la vida en general, pero he decidido poner un nuevo post en este viejo blog, en el que tantas veces he pensado y aunque no es muy leído, contiene mucho de mí, y solo con pensar que hay gente que lee y comenta porque le gusta, ya vale todo el esfuerzo que pongo en él.
Cuando empecé a escribir esta bitácora me propuse plasmar ideas, dar a conocer párrafos de otros autores que me parecen interesantes, vídeos, toda clase de escritos y artículos, aunque siempre procuro publicar posts de mi cosecha, más que nada por ser lo más original posible y desarrollar mi creatividad.
Este blog es personal, quizás yo diría que es una especie de diario desordenado y caótico en el que mezclo parte de mi vida con vivencias de otras personas, noticias, ideas, política, en fin, un batiburrillo de todo lo que bulle en mi interior.
Mi afición a la escritura viene ya de lejos, de hace bastantes años, a la par que mi afición a la lectura, cuya consecuencia lógica ha sido escribir. No me considero buen escritor, porque estoy en pañales respecto al manejo del léxico y de la lengua española, pero por lo menos creo que se plasmar en el papel lo que quiero decir, y eso, hoy en día es bastante.
Mis inquietudes son muy variadas, desde la política, la literatura, la conspiranoia, (si, pienso que todo el mundo está gobernado por seres poderosos en la sombra que nos controlan), la espiritualidad, el más allá, lo paranormal, si existe vida después de la vida, la tecnología, y como podréis adivinar, no me gusta el fútbol, ni casi ningún deporte, que dicen que es muy sano y muy bueno, pero nunca me ha llamado la atención eso que llaman "deporte", aunque más bien debería llamarse "sacar pasta a costa de los que compran, miran y se desviven por ver sus ídolos", pero allá cada cual con sus gustos. 
Antes solía escribir sobre la crisis, sobre los Bancos, sobre los políticos, sobre lo mal que estaba y está todo, pero últimamente he decidido dar un giro en lo que escribo y centrarme más en lo positivo, en la vida, en la esperanza, en las cosas buenas que nos ocurren, porque ya hay muchos que escriben sobre todo lo malo, y ¿cambia algo?, no, nada, solo que genera más miedo, mas negatividad y más desesperación. 
La gente está saturada de malas noticias, de guerras, de miedo, yo por lo menos lo siento así, te pones a mirar las noticias y un poco más y te echas a llorar, y no, no quiero difundir más todo esa mierda.
El otro día hablando con un amigo que ha entrado a veces a leerme, me comentó que a él no le gustaban ese tipo de post que hablan sobre la "realidad" que nos cuenta la tele y los medios, que también pensaba que a la gente le importa una mierda lo que los demás escriban sobre su vida, y eso me incluía a mí, me llegó a decir que era un poquito egocéntrico al hablar tanto de mis pensamientos en este blog, que eso no gusta. Al principio me afecto un poco, incluso me replanteé no seguir escribiendo, no sé, me tocó la moral, porque la verdad es que no soy egocéntrico, si, escribo sobre mis pensamientos, pero no para "chulearme" no, sino para compartir, porque lo que vivo es lo que sé, y no puedo hablar de lo que no sé, por eso escribo en este blog, que en realidad es mi diario "público", y si alguien me lee, y quiere comentar, ya sea para criticar o alabar, que lo haga, eso le da más sentido a mi trabajo de escritor.
Cuando plasmamos nuestros pensamientos por escrito nos hacemos esclavos en cierta manera de esos mismos pensamientos, y debemos ser consecuentes de lo que decimos, porque algún día se puede volver en contra de nosotros mismos. Eso no quiere decir que hoy tenga una idea sobre algo o comente sobre algún tema una opinión, y mañana reniegue de todo lo que dije anteriormente, pero siempre habrá alguien que te remita a lo que escribiste y te saque un poco "los colores" o te llame "gira-chaquetas", pero la vida es así, hoy pensamos una cosa y luego otra, y luego otra, y luego volvemos a lo anterior, y todo es un caos en la existencia, pero esa es la naturaleza humana, y no vamos a cambiar, está en nuestra esencia.
Por eso a veces me doy cuenta de que me auto-censuro y cuando quiero plasmar una idea concreta, pienso en las consecuencias de hacerla pública, por eso suavizo las palabras, o empleo eufemismos o simplemente no la plasmo, por el qué dirán ciertas personas o por el miedo a ser desacreditado o no sé, paranoias que me monto, pero esas son las inconveniencias de dar la cara en este blog, y que todos sepan quien lo escribe y cómo es su autor, por lo menos puedo decir que yo no me escondo. 
Seguimos en el camino...

viernes, 4 de julio de 2014

LOS MOMENTOS QUE DEJAMOS PASAR




Llevo unas semanas con una idea en mi cabeza para escribir en el blog, es algo relacionado con lo que yo denomino "La Vida no Vivida", o lo que es lo mismo, la cantidad de oportunidades que dejamos pasar a lo largo de los años para "completar" nuestra vida, para enriquecer nuestros recuerdos y para compartir esos momentos de alegría y de felicidad que pudieron haber sido y que dejamos pasar ante nuestros ojos, a veces conscientemente y otras sin darnos cuenta, y todo por nuestra propia dejadez y por nuestros recelos con amigos o parientes, o por simple pereza.

¿Cuantas reuniones con amigos hemos aplazado por esperar a qué el otro nos llamara y por orgullo no llamamos nosotros?, ¿cuantas risas y momentos buenos dejamos pasar por hacer que pase el tiempo sin quedar con nadie, por dar por supuesto que nadie quiere quedar con nosotros?. ¿Cuantas reuniones con nuestros hermanos o primos dejamos en el aire por no querer coincidir nunca, por la dejadez y la pereza que nos invade al dar por supuesto que siempre van a estar ahí?.
Luego pasa el tiempo y la gente cambia su forma de vida, o se van al extranjero, se casan, tienen familia, se mudan a otras ciudades, o simplemente mueren, y ya no es posible volver a tener el mismo contacto que antes, y vemos que podríamos haber disfrutado junto a ellos de muchos más momentos felices y nos da rabia ver que a pasado el tiempo y hemos enfriado las relaciones y nos centramos solamente en nuestra familia más próxima y perdemos el contacto con gente que ha formado parte de nuestra vida, y que podríamos haber conocido mejor y haber compartido mucho más con ellos.
Hoy en día con las redes sociales e Internet la gente está más en contacto, pero de lo que yo hablo no es de esa clase de "contacto", hablo del real, del tomarse un café charlando en un bar, de hacer una barbacoa, de jugar a las cartas o al Trivial, o de simplemente charlar a altas horas de la noche con un amigo, eso es el verdadero contacto, y el que dejamos perder más fácilmente por los avatares de la vida y la inercia de la misma.
La Vida no Vivida es posible que pudiera ser intensa, vibrante, hermosa, casi diría yo perfecta. En nuestro interior, por lo menos en mi caso, he vivido miles de reuniones con amigos, con conocidos, con familiares, reuniones que imaginaba bonitas, de ensueño, divertidas, emocionantes, que nunca han sido, pero que me hubiera gustado vivir.
Compartir los momentos de nuestra vida con nuestros semejantes es una asignatura que no tenemos aprobada, y cada vez somos más reacios a reunirnos alrededor de una mesa o un café para simplemente charlar y compartir nuestras vivencias y nuestros sentimientos.
Un ejemplo muy claro de la falta de contacto entre nosotros lo tenemos en el día a día con los teléfonos móviles, todo el mundo va hoy en día con la cabeza agachada mirando su smartphone, y no mira a su alrededor, no ve a sus semejantes, solo se centran en la pantallita del aparato y lo demás es secundario. Se reúnen los chavales para tomar algo y cada uno está con su smartphone charlando en el Wassap con otras personas pero que pueden estar a miles de kilómetros, y no dirigir palabra al compañero de al lado.
Esto es un caso tremendo de alienación en el que la gente se cree conectada pero se encuentra más sola que nunca.
De esta forma no se puede compartir la vida, no hay una comunicación real y la emoción del "contacto" no se vive, solo en sucedáneos electrónicos que no alimentan el Alma.
Confieso que yo uso el smartphone e Internet, pero intento tener el máximo posible de contacto humano, tanto en el trabajo, como en la calle o en la familia, pero cada vez es más difícil.
Creo que debemos volver a tener ganas de contacto humano, físico, sin mediación de aparatejos electrónicos, debemos volver a tomar café con los amigos, a quedar para jugar, para charlar, para...VIVIR, porque la vida es compartir el tiempo con nuestros semejantes, y una vida solo se enriquece cuando la vivimos con otros, y cuando se la contamos a los demás de viva voz, de persona a persona.
Con esto quiero decir que hay que quitarle tiempo a "La Vida no Vivida" y dárselo a la verdadera Vida, volver a los viejos valores de la amistad y camaradería entre nuestros iguales.  
¡Compartamos nuestra vida, en ello está la auténtica felicidad!, es difícil, pero no imposible...

Al llegar al momento final
sólo nos lamentaremos
de lo que no hemos
hecho

Alejandro Jodorowsky

sábado, 7 de junio de 2014

¿PODREMOS?




Observando los últimos acontecimientos políticos en España, con la abdicación del Rey, con las trampas que quieren realizar nuestros queridos políticos para perpetuar la monarquía el máximo posible y viendo el panorama tan negro al que nos vamos a enfrentar todos los ciudadanos de este país, creo que no soy capaz casi de emitir una opinión sobre este tema porque ya se han escrito miles y miles de artículos, editoriales, noticias y todo va a quedar siempre reducido a una sola cosa, que los políticos van a seguir haciendo de las suyas y que el poder siempre lo van a tener los mismos.
El nuevo partido que ha surgido "Podemos" es una consecuencia lógica de la mala trayectoria política de este país, la gente está harta de esta situación, ya llevamos muchos años intentando salir de esta mierda de crisis, y no lo logramos porque "ellos" no quieren sacarnos de la misma, pues están forrándose a nuestra cosa y tienen la excusa perfecta para realizar sus fechorías económicas. 
El partido de Pablo Iglesias ha nacido como dice el dicho popular con una "Arrancada de Caballo", pero espero que no se convierta en una "Parada de Burro". 
Las palabras de Pablo son verdaderas, son sentidas, son dulces al oído del ciudadano medio, pero una cosa son las palabras  y las promesas que se las lleva el viento, y otra muy distinta son los hechos y las realidades de la vida.
No se puede decir que vamos a realizar esto o lo otro si luego no es posible hacerlo porque no hay medios materiales ni humanos para hacerlo. 
Hoy en día quien verdaderamente manda en el Mundo es el Gran Capital, y todo se mueve alrededor de este poderoso ser que controla a toda, absolutamente toda la humanidad, con distintos niveles de Capitalismo instaurado en cada país por los poderosos, por oscuros mandatarios en la sombra que mueven los hilos de la economía y la industria para crear una élite de millonarios que cada vez lo sean más a costa del noventa por ciento de la población mundial restante.
"Podemos" es una utopía, que puede convertirse en realidad, pero eso no lo verán nuestros ojos porque ya están urdiendo un plan para limpiar la imagen de los políticos "profesionales" y de la Monarquía de nuestro país, ya ha empezado con la abdicación del Rey Juan Carlos en su hijo.
Felipe VI será una continuidad del sistema tal y como lo conocemos, una figura modelada por el antiguo régimen y consentida por la actual "democracia", totalmente "preparado" para que todo siga como siempre ha sido y como quieren que siempre sea. Por eso se están dando tanta prisa en blindar como sea la continuidad de esta institución, para que nada cambie y siempre gobiernen los mismos, sino los viejos, los jóvenes, hijos y nietos de los mismos caciques que han mandado y sometido siempre en España.
Volvemos a los tiempos del caciquismo, del ordeno y mando de los poderosos, porque falta el pan, y ellos dan un poco a cambio de toda nuestra vida como esclavos de su puñetero sistema feudal-capitalista. 
En términos comparativos y Dios quiera que me equivoque, en una generación más volveremos a estar en una nueva Edad Media, tecnológica y con ordenadores, pero feudal, clasista y en donde el poder estará concentrado en una pequeña élite tecnócrata con todos los derechos y con el conocimiento, que someterá a la mayoría, atontada y aborregada por la tecnología de evasión y de control, que trabajará por sueldos miserables y que vivirá solo para satisfacer las necesidades de sus "amos", no estamos muy lejos de ello.
La respuesta ciudadana en las elecciones Europeas ha sido un detonante para que los poderes fácticos realicen un cambio en el rumbo de sus agendas, pues están viendo los cuernos al toro, están empezando a tener miedo de la verdadera democracia, pero saben que tienen la sartén por el mango,pues pueden comprar a quien quieran y pueden meter a quien deseen en los nuevos partidos y con acciones de "terrorismo político" derrumbar a estos partidos emergentes.
"Podemos" puede ser una alternativa, si existiera una democracia real, pero ya veremos como cuando hayan elecciones, aunque saquen muchos votos, siempre saldrán los mismos ganando, Psoe, PP, o IU, nunca tendrán mayoría, pues todo está ya calculado para que se perpetúe el bipartidismo, todo está estudiado, y si les fallan los votos, siempre se sacarán de la manga escándalos "supuestos" de lo que sea que desviarán la atención y harán daño a partidos como Podemos, al X, o al que sea contrario al establecido.
El control de la información y de los medios de comunicación cada vez sera mayor, y la pluralidad de los mismos desaparecerá para dar lugar a que la gente tenga un pensamiento único acorde con lo que "ellos" quieren y nos será muy difícil no caer en esta trampa.
Y si no consiguieran frenar al populacho con estos medios, siempre disponen de los "Perros", como nombraba Pink Floyd en su disco "Animals" al poder militar, que no cuestiona ordenes y ejecuta siempre las mismas cueste lo que cueste y caiga quien caiga.
Pablo Iglesias es un nuevo Jesucristo Político, un mártir que ahora está escandalizando a los "Fariseos" del templo de la Moncloa, pero ellos ya están consultando con "Caifás", la forma de acabar pronto con este nuevo "Mesías".
Comparto muchas opiniones e ideas que tiene Pablo Iglesías, soy de izquierdas porque creo que esta opción política es mejor para el equilibrio de la sociedad, pero quiero ser realista y creo, y espero equivocarme, que Podemos es lo que a las estrellas se conoce como "una Supernova", una estrella tan brillante que ciega a todas las demás por varios días en el firmamento, pero luego su brillo desaparece y se convierte en una "enana Blanca", densa y pesada, pero insignificante en el vasto Universo, como digo, espero equivocarme, pero me cuesta ser optimista.
Podemos o "Podremos", el tiempo dirá...

domingo, 27 de abril de 2014

ALFREDO, LA VOZ DE LA DIGNIDAD



Hace un par de meses publiqué un post sobre un vecino de Crevillent llamado Alfredo Sánchez Sansano, cuya enfermedad degenerativa le provocaba una severa dependencia, tanto que está ciego y en cama desde hace muchos años.
Este chico lleva luchando durante toda su vida contra esta maldita dolencia genética cuyo nombre es Distrofia muscular o Síndrome de Duchenne, una enfermedad irreversible y que le consume poco a poco.
A pesar de todo su sufrimiento y de todos los problemas a los que se enfrenta tanto Alfredo como su familia, tiran para adelante e intentan llevar una vida lo más normal posible dentro de sus posibilidades tanto económicas como de movilidad.
Hace unos días ha habido una tremenda polémica porque Alfredo estaba invitado al estreno de una ópera compuesta por el crevillentino Marcos Galvany basada en la pasión de Cristo y la Semana Santa de Crevillent, la invitación fue hecha por el mismo compositor y aprobada a regañadientes por la Diputación de Alicante, ya que se iba a estrenar la ópera de "Oh My Son" en el ADDA, auditorio de la Diputación.
Los padres de Alfredo pidieron permiso con mucha antelación para poder ubicar su cama en el auditorio y asistir, se le pusieron mil excusas, que no había seguro, que necesitaban un sitio adaptado, que no se podía por falta de infraestructuras, pero que podían ponerlo en un cuarto anexo al escenario, los padres aceptaron y le dijeron que si, pero a regañadientes, Alfredo se puso muy contento porque él quería asistir a este acto costara lo que costara y se le aseguró que podría ir, posteriormente le llamaron para decirle que estaba la cosa difícil, que a lo mejor no podía ser, pero aceptaron ponerlo fuera de la vista del público, no siendo del agrado de los padres, pero aceptaron.
Pues bien, llegado el día del estreno les llamaron para decirle que no fueran, que fueran al día siguiente porque en el estreno no podía ser ubicar a Alfredo y tragaron, todo con paciencia y buenas palabras, pero llegado el día después del estreno, a última hora y con todo preparado para realizar el traslado de Alfredo, llaman diciendo que no puede ser, que no vayan, que no es posible ubicarlo y que tendrían un gran disgusto.
A la familia de Alfredo y a él se les vino abajo toda la ilusión y toda la esperanza y alegría que tenían por asistir a este evento, cuya importancia para Alfredo era extraordinaria.
Sin entender nada callaron y aceptaron con gran disgusto esta situación, pero algo les hizo reaccionar y decir ¡Basta, no vamos a consentir que se nos trate de esta forma!, porque todo estaba hablado y estaba ya arreglado para asistir Alfredo y ahora se lo niegan así, ¿dónde estaban sus derechos y su dignidad?.
Desde entonces su familia denunció a la ADDA y ha habido una gran polémica, tanto en prensa como en televisión y radio.
Las opiniones están divididas, los responsables no se sienten tales y quieren hacer ver que era imposible que Alfredo asistiera al acto por motivos de infraestructura y legales, cosa que se podía haber solucionado con tiempo debido a que se pidió permiso mucho antes.
El problema es que no se ha querido hacer nada por ubicar a esta persona y a personas como él, piensan que no es necesario que estas personas "especiales" no asistan a estos actos "refinados", porque "empañan" con su presencia, porque nos hacen recordar a la enfermedad y al sufrimiento y preferimos esconderlo, para que todo quede chulo y perfecto.
Hay gente que dice que esta persona no debe ir a estos sitios, -yo comprendo su situación, y es una pena, pero ¿qué hace una cama en un auditorio?, y si todos los que están encamados quieren ir también, sería un problema- dicen, con toda la insensibilidad del Mundo. Pero yo me pregunto, ¿y si fueran ellos los que están en esta situación, o sus hijos? y fuera tan importante esta asistencia, y encima es en un sitio público que pagamos todos. ¿No tienen derecho a usarlo?, ¿No son dignos de estar presente en estos actos?, ¿Molestan con su humanidad cruda y dura?.
Comprendo que sea difícil solventar las dificultades que existen en estos lugares para que las personas dependientes puedan asistir a estos eventos culturales, pero si existiera una voluntad por superar estas dificultades, se podría hacer, y daríamos calidad de vida a muchas personas dependientes que necesitan sentirse parte de la sociedad y no estar ocultas, ¡ya no estamos en la época que tan bien escribió Miguel Delibes, en "Los Santos Inocentes", por desgracia aún tan cercana en el tiempo¡; pues ahora estas personas tienen voz, y quieren sentirse apoyados y queridos porque son parte de la sociedad también, y quieren ser escuchados.
Mediante este tipo de discriminación, intencionada o provocada por la desidia de la administración, da igual, lo único que se consigue es tapar un problema que existe y se sufre, al igual que pasa con la misma desidia que existe ante la ley de dependencia que van alargando los expedientes de los que la solicitan para que pase el tiempo, mueran por falta de cuidados y causas naturales aceleradas por falta de recursos económicos, así estas personas van muriendo y un problema menos para la administración. Es duro decir esto, pero el gobierno quiere que la gente dependiente muera, para no pagar las pensiones y ayudas, y si se mueren también los pensionistas mejor, más para el bolsillo de la administración, parece ciencia-ficción, pero no lo es, es un exterminio lento y progresivo y silencioso, pero lo están consiguiendo.
Mucha gente critica a Alfredo por esta actitud, quieren que calle y que trague con la falta de sensibilidad que han tenido con él y su familia, hay gente que dice que siempre se le ve pidiendo ayuda, que se conforme, pero no es posible conformarse con una miserable paga que le han recortado tres veces ya, con 400 euros no puede vivir ni él, ni su familia, que no puede trabajar para cuidarle, si tuvieran una paga digna, no pedirían, ¡es muy fácil decir que la gente quiere sacar dinero como sea, pero hay que estar en la piel de esta familia para saber lo mal que se pasa!.
La empatía es lo que le hace falta a esta sociedad y ponerse en el sitio del otro para comprender las situaciones de la gente, si todos emprendiéramos esto, el mundo sería mucho mejor y todos nos ayudaríamos los unos a los otros.
Para el que le va bien en la vida, estos problemas son anécdotas y cuando los ven pasan de largo como si oyeran el aire, pero para el que lo vive y lo sufre, estas situaciones son insoportables y causan mucho sufrimiento y tristeza, por eso debemos cambiar y darle a todo el mundo las mismas oportunidades, porque todos somos iguales, a pesar de nuestra condición, eso es lo que nos enseño Jesucristo, y eso es lo que no cumplimos, por eso siempre habrá clases de gente y gente con clase.
Por cierto, la opera "Oh My Son" está basada en la pasión de Cristo y en las circunstancias de la muerte de Jesús y el sufrimiento, la base del Cristianismo, esta es una reflexión. ¿No es irónico que el sufrimiento de Cristo, postrado en la Cruz, y en el sepulcro, habiendo sufrido lo impensable, sea motivo para realizar un acto cultural, musical, en donde la gente va a contemplar este sufrimiento con trajes caros, con refinamiento y con pompa, enjoyados y perfumados, y a una persona que está más cerca de Jesús que nadie, porque lleva muchos años postrado en su "cruz", no se le permita ver este acto?, la verdad es que no lo entiendo.
Amigo Alfredo, alza tu voz como un trueno y di la verdad, porque sois mucha gente la que está en tu misma situación y todos callan, y se ocultan, tú has hablado claro como un trueno, y tienes mucho que decir, por eso ten mucha fuerza y hazte oír, te mereces los mejor. 

miércoles, 19 de marzo de 2014

FELIX


Cada vez que veo la foto de Felix Rodriguez de la Fuente, me invade una tremenda nostalgia y un cariño especial hacia este hombre, que por muchos años que pasen siempre será parte de nosotros. 
El nos enseñó a amar la Naturaleza, nos mostró la fauna de nuestro país y del resto del Mundo como nadie lo había hecho hasta ahora, con su peculiar voz, con su forma poética e infantil de contar historias entre los animales que nos mostraba en sus documentales, nos hechizó y nos hizo comprender que debíamos proteger toda vida y a todo ser viviente.
Felix nos enseñó gran parte de lo que sabemos de la naturaleza a todos los adultos de hoy en día, gracias a sus reportajes nos dimos cuenta de que el "Señor Lobo" no era tan fiero como lo pintan, que existían animales desconocidos hasta ese momento como era el "Desmán de los Pirineos", que habían pájaros que se salvaron de la extinción en España gracias a la labor divulgativa de este gran amante de los animales, que con sus denuncias públicas se lograron cambiar leyes medioambientales para proteger diversas especies, entre ellas las rapaces y los cánidos salvajes, así como el Lince ibérico que está al borde de la extinción hoy por hoy.
Felix nos mostró al "Gran Duque", el Buho Real, con toda su majestuosidad en las noches de las Sierras Españolas, el Aguila Real, los halcones, los grandes mamíferos de la Península Ibérica y toda su grandiosa fauna cada Sábado y Domingo por la noche en los años 70 y en posteriores reposiciones de esta maravillosa serie de documentales.
Cada vez que oíamos la música de entrada de "El hombre y la Tierra" ya estábamos embobados enfrente del televisor para ver que nuevas historias nos iba a contar sobre la naturaleza, con esa música tan maravillosa que le ponían, con sus guiones medio fábulas, medio dramas, con el énfasis que imprimía en sus comentarios logró que se grabaran a fuego en nuestra mente todas esas imágenes y sobre todo el sentimiento de que debemos proteger la naturaleza que nos rodea si queremos salvarnos como especie.
Han pasado ya más de 30 años desde que Felix nos dejara debido a un fatídico accidente de avioneta en Alaska, justo cuando estaba grabando una carrera de perros Husky para uno de sus documentales.
Todos los niños de aquella época lloramos su muerte y la sentimos mucho, pues creo que no ha habido ya nadie que haya divulgado la naturaleza de forma tan amena y eficaz como lo hizo Felix.
Es triste que todo su trabajo vaya quedando poco a poco en el olvido, que nuestros hijos no puedan aprender de la forma que lo hicimos nosotros mediante la televisión , pues hoy en día no hay casi programas sobre la naturaleza dirigido a los niños, y los pocos que hay son, a mi juicio, casi tontos, sin sentido, sin aparentemente ganas de enseñar, sino informar un poco por encima de lo que pasa y ya está. Parece que no quieran que las nuevas generaciones intenten cambiar el Mundo, parece que no quieran enseñar la belleza del mismo para que no lo amen y nada cambie, oscuros tiempos nos vienen en los que el Planeta poco a poco se irá devastando aún más de lo que está. 
Felix quería cambiar el Mundo, y sabía que el futuro eran los niños, por eso hablaba con un lenguaje sencillo y ameno, para que aprendiéramos a vivir con ese Mundo y no a destruirlo, era un visionario y un profeta de su tiempo, solo sé que su mensaje caló hondo en nuestros corazones, pero por desgracia, muchos lo hemos olvidado, pero si rebuscamos en nuestro interior, seguro que aún podemos escucharle decir aquello de :- Y aquí tenemos, queridos amigos de la Fauna Ibérica, al hermano Lobo, que anda paciente, en busca de alguna presa, entre las cárcavas intentado atrapar al Señor Conejo...-.
Amigo Felix, espero que algún día el Mundo vuelva a ser como tú nos lo enseñaste y que los niños del futuro puedan disfrutar de la Naturaleza igual que lo hicimos nosotros, ¡ayúdanos desde donde estés!.  

jueves, 13 de febrero de 2014

LA DEVASTACIÓN INTERIOR


A veces, cuando miro a mi alrededor y me quedo quieto, observando, escuchando y sintiendo todo lo que ocurre a mi alrededor, ya sea en el trabajo, en la calle, en mi casa, o en la oscuridad de la noche, distintos pensamientos y emociones fluyen desde dentro de mí hacia mi mente y mi corazón. 
Existen cierto tipo de emociones que me embargan en distintos momentos, sentimientos a veces no muy saludables, como lo son la nostalgia, la tristeza y la carencia de sentido que a veces encuentro a esta existencia y a esta vida.
Son en estos momentos cuando siento lo que denomino "La Devastación Interior", una especie de destrucción espiritual en la que distintas emociones se encuentran, se mezclan y se amplifican hasta cruzar en cierto modo la barrera del raciocinio y de la contención de los sentimientos y provocan un sentimiento único de desazón y de falta de sentido que me hace casi rozar el borde del pozo de la depresión.
Cuando veo la falta de humanidad en la gente, la ilógica de la política, la desesperación de los pobres, de la cantidad de sufrimiento que vemos a diario en los medios de comunicación, la enfermedad, la miseria y la desidia con que la sociedad trata todos estos temas, aparte de todas las dificultades a las que nos enfrentamos todos los trabajadores, entre los que me incluyo; los problemas económicos y sociales, tanto personales como generales, es entonces cuando entro en el estado más oscuro de mi espíritu del que me cuesta salir.
Cuando entro en el estado de "Devastación Interior", todo mi mundo parece desmoronarse, mi espíritu llora y se lamenta y la vida parece un agujero de cloaca, hediondo y podrido, y todo porque mi frustración por no poder hace mucho por cambiar las cosas, por ver que soy insignificante y que no puedo hacer casi nada, me hace creer que ya no tenemos salvación y mi negatividad y mi pesimismo se elevan al máximo y caigo, caigo en la oscuridad y dejo de "vivir" y paso a una pequeña "muerte" espiritual en la que ya todo me da igual y tiro la toalla...
Pero entonces, vuelvo a mirar a mi alrededor, veo el cielo azul, la luz brillante del sol, una pequeña ave picotear tranquila delante de mí, el ruido de un claxon, la sonrisa de mis hijos, la mirada cariñosa de mi esposa, la fragancia de una flor y empiezo a respirar, inhalo el aire y expiró ese mismo aire, y me doy cuenta de que aunque soy una hormiga en el vasto universo, me puedo cambiar a mí mismo, que aunque todo parezca estar mal, no todo está tan mal como lo pintan, que aunque la desidia y el Mal campen por el mundo, siempre existirán oasis de bien y gente que realizará ese bien, porque no todo tiene que estar perdido mientras exista el bien más preciado que es la vida.
Cuando reflexiono y me doy cuenta de lo maravilloso que es el Mundo si lo miramos con nuestra mirada infantil, asombrándonos de que a pesar de todo, el Mundo sigue girando y el Sol sigue saliendo todos los días, siempre tendremos la esperanza de que mañana será un día mejor, y a lo mejor pueden pasar cientos de años antes de que la humanidad cambie y trascienda hacia un mundo mejor, pero debemos poner nuestro granito de arena y no dejarnos arrastrar por el pesimismo y la "Devastación Interior" pues al Mal le interesa que estemos con el espíritu devastado, pues así nos puede controlar y no nos deja obrar para cambiar nuestra realidad. 
Esta es una reflexión que llevo tiempo dándole vueltas en mi cabeza, el concepto de "Devastación Interior" me ha parecido muy gráfico para describir este sentimiento de "desazón y sin sentido" de la realidad a la que nos enfrentamos, quizás parezca un poco exagerado, pero de verdad, creo que no estoy muy desencaminado al describirlo de esta forma, o por lo menos es la forma en la que yo lo siento. Gracias por vuestra atención.

Juanma.   

domingo, 26 de enero de 2014

EL CANTO DEL GALLO



Solía quedarme a dormir muchas veces en casa de mi abuela. Siempre me quedaba en el dormitorio que había sido primero de mi padre, luego de mi tío y por último quedó vacío y lo aprovechamos para quedarnos mis hermanos y yo en la noches de fin de semana. 
Recuerdo con mucha nostalgia aquellas noches tranquilas, sobre todo en verano, en que todos los vecinos sacaban sillas a las puertas de las casas y se sentaban a tomar el fresco y a entablar conversación sobre todo lo que había acontecido en el día, sobre la vida, sobre lo divino y lo humano, y a veces se hacían las tres o las cuatro de la mañana para acostarnos, ¡qué tranquilidad la de aquellos años!, en los 80, la gente se conocía y hablaba en las calles de los pueblos y no se tenía miedo de estar por la noche fuera de las casas, pues la delincuencia y el miedo era mucho menor que hoy en día, los niños jugábamos hasta altas horas de la noche en la calle y casi nunca pasaba nada, ¡y no existían los móviles ni ningún tipo de control en nosotros!, pero cuando nos llamaban a voces aparecíamos y nuestros padres confiaban en la gente y en la vida. !Cómo ha cambiado tanto nuestra sociedad y nuestra España, ahora repleta de miedo, desesperanza y vergüenza, de hambre y de miseria, tanto material, como espiritual, sin ilusión por la vida e idiotizada  por los medios de comunicación y las malas artes de los políticos corruptos! . Lo siento, pero me invade la nostalgia y la rabia por ver lo que fue nuestra vida y la mierda que hay ahora en esta sociedad.
Pues bien, como decía me quedaba a dormir en casa de mi abuela los fines de semana y a pesar del miedo que me daba quedarme solo, porque siempre oía los ruidos de la casa, al ser vieja crujía, el armario también, los gatos saltaban en el tejado y se oían sus pasos, y para colmo solía ver películas de miedo que televisaban los sábados por la noche en la segunda cadena nacional, aparte de quedarme hasta tarde leyendo revistas de fenómenos paranormales y ovnis que guardaba mi padre en esta habitación. La verdad es que pasaba miedo, pero era un poco masoca y me gustaba quedarme a pesar de ello. 
Un día vi una película en la tele que hablaba sobre los fantasmas y sobre el protegerse de ellos y en ella dijeron que cuando un gallo cantaba 4 veces, los fantasmas se alejaban y ya no podían asustarte, este diálogo se me quedó grabado en mi mente para poder protegerme yo de los mismos, ¡qué iluso era entonces, de niño!.
Recuerdo que los vecinos de casa de mi abuela tenían pollos, gallinas y gallos en los tejados, por lo que todas las madrugadas solían cantar los mismos, era un sonido que me gustaba, porque además no pasaban casi coches y se oían a lo lejos también el canto nocturno de los mirlos,del Autillo, en los bancales cercanos, e incluso llegue a oír el increíble canto del ruiseñor, con unas melodías tan perfectas que no puedo describir, por algún motivo anidaron cerca de donde vivía mi abuela y era un canto maravilloso, que jamás he vuelto a escuchar en vivo.
Entonces, recordando aquel diálogo de aquella película siempre me quedaba en vela, leyendo o con la luz encendida hasta las 3 o las 4 de la mañana, que era cuando los primeros cantos solitarios de los gallos empezaban, y contaba cada canto que oía hasta llegar a cuatro, entonces me tranquilizaba y sabía que ya era la hora de retirarse los" fantasmas", ya podía dormir tranquilo, que no me iban a asustar ni iba a escuchar nada más, jeje, la ingenuidad de la niñez y los pequeños remedios psicológicos para el miedo a la oscuridad.
Estos son recuerdos de mi niñez, ya perdida en el tiempo y que me gusta plasmar por escrito, para volver a recordar, y así no dejar nunca de ser niño, pues es lo único que nos mantiene cuerdos, el saber nuestro pasado y nuestras vivencias y sobre todo saber que hemos sido felices y que hemos vivido en una época de ilusión por la vida que espero que algún día vuelva a este maltrecho país, pues no nos merecemos vivir en la desesperanza, nuestros hijos deben de tener por lo menos una infancia feliz y el derecho a tener un futuro, en nuestras manos queda el que lo logremos, empecemos por no olvidar...

miércoles, 1 de enero de 2014

ALFREDO


Hace poco más de un año que conocí a Alfredo a través de Facebook. Lo primero que me llamó la atención de él fue la cantidad de mensajes positivos y de imágenes bonitas que colgaba en su biografía, al principio le acepté como amigo porque otros muchos de mis contactos lo habían hecho y me gustaba todo lo que ponía a través de esta red social.
Cuando indagué un poco en su vida y me enteré de la tremenda realidad a la que se enfrentaba Alfredo y toda su familia, se me hizo un nudo en el corazón al conocer la enfermedad que padecía, una distrofia muscular degenerativa que lo tiene postrado en cama y con aparatos para ayudarle a respirar y a realizar todas sus funciones básicas para la vida.
Puedo decir que Alfredo es una de esas pocas personas que solo con conocerlas son capaces de tocar tu corazón, y desde el primer momento que hablas con él y miras a sus ojos, que aunque no vean por su enfermedad, te miran desde su alma, sientes que es especial y sientes la fuerza vital que irradia y su ilusión y sus ganas de aferrarse a la vida con uñas y dientes, como un auténtico guerrero de la vida.
Nadie queda indiferente ante Alfredo, su lucha por sobrevivir, la actitud tan positiva que tiene ante sus tremendas circunstancias y la dulzura con la que te habla cuando le preguntas como está, y siempre te dice -Bien, gracias-.
Alfredo lleva un micrófono en su respirador para que su pequeño hilo de voz se pueda amplificar y dejarse oir correctamente, y su voz es la voz de la verdadera vida, de la verdadera condición humana, y el mensaje de esperanza que transmite rompe cualquier obstáculo posible para que se le oiga.
Él ha elegido la esperanza y las ganas de vivir y por eso la gente le admira y le apoya, porque casos como el suyo hay muchos, por desgracia, pero Alfredo es especial, como lo es también su familia, una familia normal, como cualquiera, que se ha tenido que enfrentar desde que Alfredo era muy niño a esta puñetera enfermedad que el destino ha querido dar a Alfredo.
Las dificultades a las que se enfrenta la familia de Alfredo para poder darle las mejores condiciones de vida posibles son innumerables, su gasto farmacéutico mensual es superior a los 500 euros, su pensión de Incapacidad y dependencia ha sido recortada ya más de tres veces y la cantidad casi no supera su gasto.
Sus padres no pueden trabajar porque tienen que estar las 24 horas del día pendientes de él y no pueden pagar a una persona que lo haga, cada día gasta unos dos paquetes de pañuelos, empapadores, cremas, toallitas especiales, sondas, etc, y todo sale de su bolsillo porque apenas cubre ese gasto la Seguridad Social, por los recortes de nuestros "queridos" políticos.
Su situación es bastante tremenda, gracias a el apoyo de mucha gente, que sabiendo su caso se ha volcado en ayudarles, tiene una cuenta en donde se le puede ayudar económicamente y muchas asociaciones organizan eventos para sacar algo de dinero que ayude a esta familia y sobre todo a Alfredo.
No es caridad lo que pide la familia de Alfredo, es ayuda, porque de verdad la necesitan, porque por desgracia este "desgobierno" no hace nada para ayudar a los enfermos como él, sino que recorta sus pagas para ver si así van "desapareciendo", han perdido la humanidad nuestros políticos y solo podemos que contar con la ayuda de nosotros mismos, de nuestra empatía y de nuestra capacidad de unión que nos haga actuar para ayudarnos mutuamente.
Alfredo tiene derecho a que le ayuden, y todos, si ponemos algo de nuestra parte podemos hacer que su vida sea un poquito mejor, o por lo menos que no le falte nada de lo necesario, porque ha veces nos preocupamos más de la gente que lo está pasando mal en países remotos, que no está mal, y es necesario, pero también debemos darnos cuenta de quienes están pasándolo mal a la vuelta de la esquina y ayudar a nuestros vecinos, porque si no apoyamos lo cercano y nuestro, ¿cómo vamos a arreglar lo de los demás?.
Qué Dios bendiga a Alfredo y toda su familia, ellos lo merecen todo.
Si quereís ayudar a Alfredo Sanchez Sansano podeís hacerlo en la siguiente cuenta bancaria: